¿Pensando en crear tu propio negocio? Conoce los tres pasos que debes seguir si estás pensando en crear, o comenzando, tu pequeña empresa

0
712

Tomar la decisión de crear un negocio, por más pequeño que sea, puede ser arriesgado, pero como dice el refrán «La fortuna favorece a los audaces». En el pasado año un gran número de latinos fueron cesanteados, sus horas laborales fueron reducidas o perdieron su empleo. Inclusive, nueve meses más tarde de que cayera el mercado laboral los hispanos seguían representando las tasas más altas de desempleo (8.6%) en comparación con sus homólogos blancos (5.7%), según el resumen de la situación de empleo en enero del 2021 de la Oficina de Estadísticas Laborales de los Estados Unidos.

Esta situación ha llevado a muchas personas a improvisar y buscar formas de obtener ingresos, entre ellos, utilizar sus habilidades para crear un emprendimiento. Lo cual puede ser abrumador.  Sabiendo que no es fácil hacerlo Quickbooks comparte tres cosas que los nuevos emprendedores deberían hacer sin han pensado comenzar un negocio o están iniciando su pequeña empresa para aumentar sus posibilidades de éxito.

Si fuiste de los tuviste que improvisar o decidiste lanzarte a crear esa oportunidad de negocio que siempre anhelaste: ¡Felicitaciones! Puede ser arriesgado, pero como dice el refrán «La fortuna favorece a los audaces».  No importa si optaste por vender comida desde tu cocina, hacer traducciones o si inauguraste un pequeño espacio en algún lugar. Cada negocio es único, desde los productos y servicios que vende hasta los clientes que atrae. Por eso, Quickbooks comparte tres consejos vitales para las personas que están a punto de iniciar su primer negocio se preparen y aumenten sus posibilidades de éxito:

  1. Haz un plan de negocio. Aunque el 70% de las personas que ya tienen una pequeña empresa recomiendan que seescriba un plan antes de que se siga adelante con una idea de negocio, el 13% de los futuros propietarios de empresas dicen que hacerlo no está entre sus prioridades. Un plan de negocio es el documento que tendrá la ruta para el crecimiento y desarrollo de tu pequeña empresa. Comunica quién eres, qué piensas hacer y cómo piensas hacerlo. También te ayuda a atraer talento e inversores. Aquí varias ideas de por dónde comenzar:

 

  • Pregúntate ¿A quién va a servir tu negocio? Comienza identificando a tu tipo de clientela con datos demográficos como la edad, el sexo, los ingresos y la ubicación. Inclusive puedes crear lo que se llama una ‘persona’ en inglés, que no es más que es una representación de tu público objetivo o un personaje ficticio de tu cliente ideal. ¡Hasta le puedes poner nombre!

 

  • Si deseas ir un poco más lejos, también es recomendable que hagas lo que sería el recorrido de tu posible cliente o lo que en inglés se conoce como el ‘customer journey map’. Esta reconstrucción visual del proceso por el que atraviesa tu posible cliente para obtener lo que desea de tu empresa te puede ayudar a entender sus necesidades.

 

  • Toma en consideración que tu primer plan de negocio no es definitivo y que posiblemente algunas partes cambien a medida que aprendas más sobre tu mercado y hagas crecer tu empresa.

 

  1. Estudia a la competencia.Aunque la idea de que exista competencia podría parecer algo negativo, no lo es. Al contrario, tener competencia es bueno porque significa que tienes oportunidad en el mercado y que hay demanda de tu producto o servicio.

 

  • Compara los productos o servicios existentes que se asemejan a lo que ofreces, así podrás replicar lo que les gusta a los clientes y diferenciarte de lo que ya está disponible. En otras palabras, ¿cuál es tu propuesta de valor?

 

  • Si deseas establecer y hacer crecer tu empresa debes ser consciente de tus competidores, entender los riesgos y la oportunidad que podría representar. Un ejemplo de esto es que si un competidor no esta funcionando bien en un área determinada (te enteraste de que hay clientes descontentos) puedes tomar ventaja de eso y crear una oferta especial. Del mismo modo, si esa empresa lanza un nuevo producto, debes saber cómo responder.

 

  1. Encuentra un mentor. Todos necesitamos apoyo en las decisiones más importantes de nuestras vidas y crear una empresa no es la excepción. Un mentor es ese maestro que te guiará en el camino y compartirá sus propias experiencias para que puedas adaptarlas a tu área y tu situación empresarial especifica. ¿Cómo encontrarlo? Mira estas ideas:

 

.Aunque algunas veces esta relación de trabajo se da de manera orgánica, la mayoría de las ocasiones hay que hacer una búsqueda estratégica para que llegue a tu vida.

 

  • Comienza conectándote con gente de tu industria. Busca charlas, reuniones, blogs que escriban de esos temas y establece conexiones a propósito.

 

  • LinkedIn puede ayudarte mucho. No te límites, y piensa también en antiguos colegas, empleadores e incluso clientes que en algún momento te hayan ofrecido sugerencias valiosas.

 

  • Únete a una asociación profesional. Las asociaciones profesionales son grupos sin fines de lucro que se dedican a promover un sector o una profesión en particular y son ideales para conectar con colegas de tu sector que puedan servirte de mentores.

Empezar un negocio propio es un reto. El proceso está lleno de altas y bajas pero también puedes contar con el apoyo que necesitas. La tecnología es un buen aliado y herramientas financieras como Quickbooks, pueden ayudarte ahorrar tiempo y dinero, simplificando la información de tu negocio para tomar las decisiones comerciales informadas y adecuadas.