Legislación de Greenstein & Smith para reducir los desperdicios de alimentos hasta el 2030 ahora es ley

Legislación de Greenstein & Smith para reducir los desperdicios de alimentos hasta el 2030 ahora es ley

TRENTON- La legislación que tiene como meta reducir los desperdicios de desechos de alimentos en Nueva Jersey en un 50 por ciento en los próximos años, patrocinada por los Senadores Linda Greenstein y Bob Smith, fue firmada como ley el viernes por el Gobernador.
La nueva ley, S-3027 tiene como objetivo reducir la cantidad de residuos de alimentos generados en el estado en un 50 por ciento hasta el 2030. La ley requiere que el Departamento de Protección Ambiental en consulta con el Departamento de Agricultura desarrolle e inicie la implementación de un plan para lograr este objetivo dentro de un año.

Los Estados Unidos desperdicia una gran cantidad de alimentos cada año, con hasta el 40 por ciento de la comida en los Estados Unidos sin comer. Esto representa 160.000 millones de libras de alimentos desperdiciados cada año. Según el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, estas estadísticas se hacen aún peores considerando que 42,2 millones de estadounidenses viven en hogares con inseguridad de alimentos. Aparte del costo humano, la reducción de los residuos de alimentos es beneficiosa para el medio ambiente, reduciendo el consumo de agua, fertilizantes y petróleo y las emisiones de gases de efecto invernadero que contribuyen al cambio climático.

Los residuos de alimentos en los Estados Unidos producen las emisiones equivalentes anuales de gases de efecto invernadero de 33 millones de vehículos de pasajeros.

“Nuestro objetivo de crear un futuro sostenible para nuestros residentes debe estar estrechamente centrado en reducir el hambre en Nueva Jersey y trabajar para frenar el cambio climático, avanzando hacia un modelo responsable de producción y consumo”, dijo el Senador Bob Smith (D-Middlesex, Somerset) Presidente del Comité de Medio Ambiente y Energía en el Senado. “Desperdiciar alimentos no tiene sentido económico o ambiental. En los Estados Unidos, millones de toneladas de alimentos que todavía están aptos para el consumo se desperdician y son desechados. Nos incumbe actuar. Como Estado, necesitamos reducir el desperdicio de alimentos. Juntos, podemos revertir esta tendencia inaceptable, tener una Nueva Jersey saludable y crear un futuro sostenible para nuestros residentes”.

“Esta ley es una alternativa inteligente para mejorar nuestro medio ambiente y reducir el hambre en nuestro estado”, dijo la Senadora Linda Greenstein (D-Mercer y Middlesex). “Tenemos un problema con los residuos en este país, y el reciclaje de residuos sólidos es una solución viable que producirá energía para nuestros hogares, escuelas y empresas. La reducción del desperdicio de alimentos no sólo resuelve el problema del hambre que tenemos en el Estado, sino que también es un paso en la dirección correcta para reducir los daños a nuestro medio ambiente. Necesitamos la conservación de los alimentos y el cuidado de nuestro medio ambiente para ser el instinto natural de nuestros hijos, no una idea posterior”.

El proyecto de ley fue aprobado por el Senado en mayo y por la Asamblea en junio.

Share