Con 18 puntos de común acuerdo se suscribió la ‘Declaración de Quito sobre Movilidad Humana de ciudadanos venezolanos’

0
821

Con 18 puntos de común acuerdo se suscribió hoy la ‘Declaración de Quito sobre Movilidad Humana de ciudadanos venezolanos’, tras el consenso de 11 países que participaron en la reunión regional, que tuvo como sede la Cancillería ecuatoriana. Además de Ecuador, el documento fue suscrito por Argentina, Brasil, Costa Rica, Colombia, Chile, México, Panamá, Paraguay, Perú y Uruguay.

“La Declaración se constituye en un hito porque se ha conformado un grupo informal de países que están trabajando y han demostrado su voluntad por brindar su cooperación, aportar con ideas con acciones muy concretas para solucionar el tema de la migración masiva e inusual de ciudadanos venezolanos en la región. El gobierno del Ecuador se siente muy complacido por haber sido sede de esta primera reunión”, destacó el viceministro de Movilidad Humana, Santiago Chávez.

El documento contiene los principales temas relacionados con la preocupación expresada por los estados y gobiernos con relación a esta problemática de carácter humanitaria. (Ver la Declaration)

Chávez, además informó que el país se ha ofrecido como sede para una segunda reunión, a llevarse a cabo la segunda semana de noviembre, a fin de dar seguimiento a los acuerdos y evaluar otras acciones que se puedan articular. “Esta iniciativa del canciller Valencia (José) ha sido exitosa, gracias a la cooperación y comprensión que existe en los gobiernos de los países de la región. Continuaremos trabajando estrechamente a efecto de coordinar de mejor manera las acciones conducentes a darle continuidad a este tema y a cumplir con los compromisos contenidos en la Declaración de Quito”.

Así mismo, a propósito de la reunión extraordinaria de la OEA, que se desarrollará mañana en Washington, considera que si bien es un encuentro de carácter más político, afirmó que los insumos que se han generado en la reunión de Quito, serán de importancia para este espacio y en otros foros. Es el caso de la Conferencia Sudamericana de Migraciones, a desarrollarse el 26 y 27 de septiembre en Santiago de Chile.

Por su parte, el jefe de la misión de Perú, Enrique Bustamante, manifestó que existe coincidencia entre las delegaciones respecto a la capacidad de los estados para afrontar la migración masiva venezolana en la región, frente a los requerimientos públicos. Es por ello que dijo se ha invocado a los estados cooperantes y organismos internacionales puedan incrementar la ayuda técnica y financiera para asistir directamente a los nacionales venezolanos y fortalecer los servicios públicos que los estados brindan en los territorios.

Por su parte, el representante del gobierno de Chile, Raúl Sanhueza, resaltó la importancia de la Declaración de Quito. “Establece instancias de coordinación en protección de los grupos que están afectados. Venezuela está viviendo una crisis institucional que ha ocasionado que nosotros vivamos una crisis migratoria y que provoca que los 2.5 millones de venezolanos que se están desplazando vivan una crisis humanitaria. Esos son los conceptos en los cuales nos hemos movido”.

En base al documento aprobado, afirmó que se trabajará en los mecanismos de identificación que beneficie a los ciudadanos venezolanos, especialmente a los menores de edad que circulan solamente con certificado de nacimiento. “Ellos tienen un derecho a la identidad”.

Así mismo, dijo que otro punto del documento es el reconocimiento de ciertos países de “primera línea” que están recibiendo el mayor impacto de la migración venezolana y que requieren la colaboración de las naciones con menor impacto. Sería el caso de Colombia, Venezuela y Perú, para lo cual la declaración se refiere a ese punto. Sin embargo, el viceministro Chávez el tema va más allá, la idea es aunar esfuerzos y lograr la cooperación internacional, especialmente del sistema de Naciones Unidas, OIM y ACNUR, y otros organismos con el Banco Mundial, Banco Interamericano (BID); Corporación Andina de Fomento (CAF).

En ese sentido, complementariamente contempla la reactivación de organismos como la Comunidad Andina (CAN) y el Mercosur. “Les estamos pidiendo que adopten un rol específico en este tema migratorio, que asuman su liderazgo en este asunto”, aseveró el viceministro de Ecuador.