ECUADOR: ¡PAREN LA MASACRE!

0
817

Ante el recrudecimiento del estallido social en todo el país, también la represión a los movilizados de parte de la fuerza pública ha recrudecido, dejando hasta este día un saldo de 5 asesinados, 8 desaparecidos, 145 heridos, 127 detenciones y 11 hechos de agresión. Realidad que ha motivado que el Sumo Pontífice Francisco envíe un mensaje que dice “Sigo con preocupación lo que está sucediendo en Ecuador. Estoy cerca de ese pueblo y aliento a todas las partes a abandonar la violencia y las posiciones extremas”.

Los Relatores Especiales sobre los derechos de los pueblos indígenas y los derechos a la libertad de reunión pacífica y asociación de la Organización de Naciones Unidas hicieron evidente su preocupación por lo acaecido en Ecuador, a partir del 13 de junio, concretamente por las detenciones irregulares que suman 127, incluyendo a Leonidas Iza Salazar, Presidente de la Conaie; y,  el uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía y las Fuerzas Armadas en contra de los miembros de los manifestantes, que en su gran mayoría son indígenas.

Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz, envió una misiva al mandatario ecuatoriano, Guillermo Lasso Mendoza, en la que se señala “Preocupado por la situación que vive el pueblo ecuatoriano, solicito a Ud. el cese inmediato de la represión contra sectores sociales que se manifiestan públicamente.

Esperamos, señor presidente que tenga presente este pedido que cese la represión. Muchas organizaciones en el mundo estamos atentas a que se respete la vida y la integridad de las personas y al pueblo ecuatoriano”.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y su Relatoría Especial para la Libertad de Expresión, sostiene que observan el desarrollo de las manifestaciones en el marco del Paro Nacional en Ecuador; y advierten, con preocupación, la agudización de las tensiones sociales. En este contexto, la CIDH urge a que se realicen todos los esfuerzos necesarios para que se adelante un proceso de diálogo efectivo, inclusivo e intercultural, atendiendo las demandas de grupos que históricamente han estado en situación de vulnerabilidad y con pleno respeto a los derechos humanos.

De su parte, Human Rigths Internacional (HRI) dispuso el retiro de cuatro funcionarios de la organización, que habían llegado a Quito para monitorear y evaluar el paro nacional que el 24 de junio fue intenso. La razón de HRI fue la violencia física, hurto y el intento de retención ilegal de uno de sus miembros.

La Internacional Progresista denunció al mundo que el estado de la democracia en Ecuador está siendo amenazado por las acciones violentas del gobierno de Guillermo Lasso.

A través de un Manifiesto público, los intelectuales, artistas, periodistas, profesionales, trabajadores ecuatorianos de las diferentes áreas de la cultura  expresaron su preocupación por la violación de los Derechos Humanos que se están registrando, frente a las movilizaciones de protesta iniciadas por organizaciones indígenas y sociales.

Declaran que “los pueblos indígenas constituyen una fuerza social fundamento de nuestra historia, cuyos imaginarios y formas artísticas impregnan las prácticas culturales de amplios sectores del pueblo ecuatoriano y son factores decisivos en la preservación de la identidad y del futuro del Ecuador”.

La asambleísta, Mónica Palacios representante de los migrantes de Estados Unidos y Canadá le dijo al mandatario “Sr. Presidente le advierto que cada ecuatoriano que muera en las calles de Ecuador luchando por sus derechos será su responsabilidad. Ya no se manche más las manos de sangre y renuncie”.

MUERTE CRUZADA

El expresidente de Ecuador, Rafael Correa Delgado enfatizó que la salida constitucional y pacífica al desangre que Lasso ha generado son las elecciones anticipadas o muerte cruzada, como el mismo solicitaba y que ganaría si tuviera algo de apoyo. En lugar de aquello, este cobarde prefirió continuar la cruzada de la muerte.

Esta propuesta fue activada por los 47 asambleístas de su movimiento político Unión por la Esperanza (UNES), quienes recogieron firmas para dar paso a este recurso constitucional, consagrado en la Constitución en el Art. 130.

La Asamblea Nacional inició el debate de la destitución del presidente Lasso, la noche del sábado 25 de junio, debate que continuó el domingo 26, una vez agotado el debate se procederá a la votación, que exige que sean 92 de 137 votos para la destitución del mandatario.

La sorpresa fue que en medio del debate legislativo sobre el pedido de destitución de Lasso, el gobierno emitió el decreto que da por terminado el Estado de Excepción en seis provincias del Ecuador.

LA CONFEDERACIÓN DE NACIONALIDADES INDÍGENAS, CONAIE

Ante anuncios de que se habrían establecido diálogos, entre el dirigente de la Conaie, Leonidas Iza Salazar y el mandatario Lasso, en un templo católico de Quito, Iza dijo “Que nada nos confunda, la lucha continúa y no hay ningún diálogo con el gobierno”. Hubo un acercamiento entre autoridades del Gobierno y dirigentes indígenas, pero no se llegó a ningún consenso. Por lo que se podría señalar que el tal diálogo está en un punto muerto.

Recalcó que el paro nacional continúa hasta que el Gobierno de Lasso atienda a los 10 puntos. Recordó que se ha logrado que se derogue el estado de excepción, se ha decretado a la salud en emergencia, se ha  duplicado el presupuesto de la educación intercultural bilingüe, se  subsidiará en un 50% a la urea. Pero aún faltan que nos cumplan los otros puntos.

A la vez que denunciaron que el 24 de junio, la Casa de la Cultura Ecuatoriana (CCE) fue invadida por la fuerza pública, que arrojó gran cantidad de bombas lacrimógenas, disparos y detonaciones provocando decenas de asfixiados y heridos múltiples, lo que comprueba la nula voluntad e intenciones de diálogo del presidente, cuyo objetivo es confrontar, desalojar y reprimir a la población.

Por lo que hicieron un llamado a la comunidad internacional, especialmente a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), y Naciones Unidas para que intervengan de manera URGENTE y eviten un derramamiento de sangre alentado y liderado por el Gobierno de Guillermo Lasso.

Asimismo, dieron a conocer la realidad en la que se desenvuelve el pueblo ecuatoriano con una canasta básica que ha llegado a la suma de USD 729,38 cuando el salario básico es de USD 425,00; lo que lleva a que 3 de 10 ecuatorianos no logren cubrir la canasta básica.

El primer trimestre de 2022 se registra la menor inversión pública en la historia del país, ha sido de USD 67 millones, es decir 82% menos que el primer trimestre de 2021; el 32% de ecuatorianos viven con menos de USD 2,80 diarios y el 15% con menos de USD1,80 diarios; el 27% de los niñ@s menores de 2 años sufre de desnutrición crónica; y el 80% de la alimentación es producida por los campesinos.

Amerita mencionar que grupos de ciudadanos de Quito y Ambato han reaccionado en contra de los indígenas y miembros de grupos sociales que se han tomado estas ciudades y han salido a manifestarse haciendo gala de racismo, clasismo y aporofobia. Les acusan a los manifestantes de vándalos, terroristas y desestabilizadores del orden democrático.

El médico Miguel Ángel Crespo replicó tales decires y twitteó “violento es el que te quita oportunidades, violento es el que no deja progresar, violento es el que no te da salud digna, el que te deja sin estudios, violento es el que te engaña o miente por un voto y después se olvida de ti. No el que lucha por la igualdad”.

El sector productivo ecuatoriano, en estos 14 días de movilización ha perdido USD 500 millones por el paro. La ciudad más impactada es Quito, cuyas ventas están en un 60% por debajo de lo normal, declaró el Ministro de Producción Julio Ponce.

Finalmente, considero que el conflicto político-social que vive Ecuador viene de tiempo atrás y es en contra del neoliberalismo. Este no es un paro indígena es de todo el país que cansado de la difícil situación económica, social y de seguridad ha salido a protestar.

Recordemos que el movimiento indígena lleva un año intentando dialogar con el mandatario. Ahora en las calles el descontento popular es innegable. De parte del gobierno no se trató de solucionar el conflicto con salidas políticas sino con una represión despiadada.

Lo paradójico es que el Estado está recibiendo un petróleo a Usd 120,00 el barril, incremento del 29% de la recaudación tributaria por el aumento de impuestos a la clase media, ingresos por préstamos al FMI, BID y CAF, sin embargo existen recortes a los presupuestos de salud, educación, seguridad, etc.

Compartir
Artículo anteriorNOPE – Solo en cines el 22 de julio
Artículo siguientePrueba la Aplicación Mind Ordering de Domino’s por Diversión y Recibe un 20% de Descuento en tu Próximo Pedido
periodista profesional ecuatoriana graduada en la Universidad Central de Ecuador. Tiene una amplia experiencia en Comunicación Institucional. Ahora ha incursionado en el periodismo con la misma vocación y empeño que lo hizo como Relacionadora Pública de importantes instituciones y personajes de nuestro país. Muy interesada en los acontecimientos políticos, culturales, sociales e históricos que se suceden en el día a día en Ecuador, se permite trasladar a ustedes el pensamiento, sentir y hechos de nuestro país Ecuador, para que los hermanos latinoamericanos estén oportunamente informados y motivados a para seguir adelante en la construcción de la Patria Grande.

Dejar respuesta