¿Qué te pasa Puerto Rico?

0
1054

Lejos del “Ay, bendito!” del pueblo puertorriqueño cuando en eras remotas nos criaban con el pensamiento del jíbaro boricua que decía: “ Tó er mundo eh güeno…” tenemos que repasar que hoy día es el año 2018 y debemos dejarnos de tonteras y novelitas rosas para tener bien abiertos los ojos y darnos cuenta qué es lo que está pasando en nuestro país.

¿Qué te pasa Puerto Rico? Día a día me levanto con las noticias más asombrosas que algún ciudadano pueda escuchar sobre su tierra, el lugar donde nació, donde vive y dónde trata de llevar una vida justa de trabajo que le permita ser feliz el resto de sus días. Las cosas más increíbles y terribles del mundo sucede en esta patria que Dios permitió nacer y cuyo escudo está representado por un cordero.

Puerto Rico es un país con una belleza extraordinaria que cuenta con una tierra agradecida que permite la siembra y cosecha de alimentos pero ha sido convertido en un país de consumo. Sus anteriores gobiernos comenzaron un plan de destrucción que el actual gobierno lucha por intentar de concluirlo a la mayor brevedad posible, en contra de los puertorriqueños.

Ante una Junta de Control Fiscal impuesta por el gobierno de los E. U., que se gana una millonaria suma de dinero mensual pagada por la isla, una Secretaria de Educación que no es puertorriqueña, que se gana un dineral jamás pagado a secretario alguno en otro país y que lleva a cabo una agenda para cerrar sobre 250 escuelas; traen a otro extranjero a dirigir los destinos turísticos del país simplemente porque él gobierno actual no cree en la acreditación, inteligencia ni talento de los puertorriqueños, lo que demuestra la total ignorancia de quienes nos gobiernan que al parecer desconocen que los puertorriqueños somos reconocidos hasta en la luna.

A casi 7 meses de un huracán que destruyó a casi toda la isla, aún es cuesta arriba conseguir materiales en las ferreterías, sube el precio de la materia prima y tampoco consigues todo lo que deseas en los supermercados, Amén de que lo más caro es la comida y la inversión que se hace en una compra es casi inhumana. Los techos aún se cubren de azul toldo y las ayudas de FEMA apenas fueron un 10% de lo esperado. El país se ha ido recuperando paso a paso sin la ayuda que se supone que como Estado Libre Asociado a los E. U. tuviera.

Se perdieron cosechas e ir al supermercado es casi una tortura debido a la creciente de los precios. Se sobrevive en P.R. como se puede y no se vive como se debe. Mientras, el gobierno despide empleados, cierra oportunidades de trabajo, hace lo que le viene en gana con las agencias de gobierno, reduce el retiro, sube precios de permisos, las agencias de servicios tienen largas filas donde se pierde un día entero porque no hay empleados suficientes, etc., pero no se bajan sus gigantescos sueldos ya que servir a tu país debiera ser un honor y placer, pero no, para ellos es un negocio. Por otro lado, el sector privado hace lo mismo: despiden empleados a diestra y siniestra, reducen las horas de trabajo por economía y cierran negocios porque no pueden lidiar con los costos de mantenerlos quedándose pueblos enteros desolados y el desempleo sigue aumentando lo que va ocasionando la emigración de nuestros hermanos a tierras lejanas.

Ante todo el desastre que vive el país, los políticos siguen viviendo su vida acomodada con la sola preocupación de mover la lengua para demostrar su I. Q. discutiendo entre ellos por medio de insultos en defensa de su silla en donde quieren estar sentados “per secula seculorum.”

Qué te pasa Puerto Rico? Cuándo piensas despertar del sueño donde te tienen atrapado hace tantos años? Hasta cuándo vas a permitir tanta falta de respeto y humillación?
QUÉ TE PASA PUERTO RICO?