SIN NIÑO DIOS NO HAY NAVIDAD

0
268
En el hogar de la familia de Ana Virginia Bustamante, la devoción al Niño Jesus desborda en todas las navidades. Esta vez con un nacimiento más pequeño, su vivencia en la adoración al Niño Jesús con sus coloridos arboles y animalitos, la heredó de sus queridos padres. Sabemos que todas las celebraciones tradicionales  no se repetirán este año debido a las limitaciones por la pandemia. Todo está hoy en nuestros corazones y el Niño Dios estará siempre en nuestras mentes y en nuestro espíritu.