Debate insulso, campaña candente

0
483

San Juan, PR. El pasado jueves se llevó a cabo el último debate de los seis candidatos a la gobernación. El evento fue coordinado por la cadena Telemundo, el rotativo El Nuevo Día y la estación radial WKQ. Los temas considerados fueron la economía, la educación, la salud, la corrupción y el estatus político.  

Los grandes ganadores fueron los periodistas quienes hicieron gala de su habilidad para realizar preguntas picantes y cargadas de intenciones cuestionables. Los candidatos lucieron insulsos, fueron sumamente sutiles y evitaron cometer errores garrafales.  

El analista político Josué “Jay” Fonseca le otorgó la victoria en el debate al candidato del Partido Popular Democrático (PPD), Carlos “Charlie” Delgado Altieri. A pesar de no ser un gran orador, ni dominar todos los temas, pudo mantenerse ecuánime ante los ataques y logró batear exitosamente las intentonas de envolverlo en el tema de corrupción.

El candidato a la comisaria residente del PPD, Aníbal Acevedo Vilá, ha sido el único gobernador acusado de corrupción por los federales en la historia del país. A pesar de haber salido “no culpable”, los militantes del Partido Nuevo Progresista (PNP) esgrimen el caso para socavar la credibilidad del PPD y subsanar los múltiples arrestos y señalamientos de legisladores que su colectividad ha enfrentado durante este cuatrienio.

Delgado mostró un control absoluto de su persona contrario al candidato del PNP, Pedro Pierluisi Urrutia. El candidato novoprogresista se mostró violento y su rostro se desfiguró cuando fue confrontado con la corrupción e la ineficiencia gubernamental que ha demostrado su partido en este cuatrienio.

Pierluisi tuvo su momento de gloria cuando se tocó el tema del plebiscito Estadidad Sí o No. El candidato defendió la estadidad, pero contrario a lo que se esperaba, los otros candidatos no salieron en defensa del No, parece ser que los movimientos políticos han decidido dejar que los electores escojan libremente su decisión y se concentran en los temas socioeconómicos que afectan al país.

“El PNP necesita de la estadidad para que sus electores salgan a votar”, asegura Joe Lago de Trujillo Alto. “Están disgustados con su partido y el plebiscito es un truco para forzarlos a votar. Empero, algunos han expresado que no votaran por el candidato de su partido”.  

“Mira, yo soy estadista, pero han gobernado mal”, asegura Carlos Ramos de Bayamón. “Voy a votar por la estadidad, pero no por los ladrones que están en la papeleta de mi partido. No sé qué nos pasó, perdimos el compromiso”.

Juan Dalmau del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) que había descollado por su verbo aguerrido y certero no exhibió todas sus habilidades. Pareciera que ha aceptado la posibilidad de obtener la tercera posición y preparase para la contienda electoral del 2024.

La candidata del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC), Alexandra Lúgaro, estuvo a la defensiva debido a los cuestionamientos sobre plagio y falta de honestidad en las planillas contributivas que la han perseguido en las últimas semanas. Dejó a todos sorprendido cuando aseguró que el plagio no es corrupción. Fuera de eso, demostró su habilidad para cuestionar a Pierluisi sobre las acciones de su partido y en menor grado a Delgado.

“Dalmau se proyecta como un hombre de estado, calmado y seguro. Lúgaro, una vez una excelente candidata, parece estar en una campaña de autodestrucción, no sale de una para meterse en otras”, señala Jorge Báez de Carolina.  

Los otros dos candidatos, Eliezer Molina, independiente y el candidato del Movimiento Dignidad (MD), Dr. César Vázquez, no aportaron grandemente al debate. Sorprendió que Molina se mostrará menos efusivo que en el debate anterior.

Los candidatos fueron convencidos que el debate no les traería votos, pero si se aseguraron de evitar cometer errores garrafales que se los restaran.

“El debate fue un huevo sin sal. No hubo nuevos planteamientos, los candidatos buscaron mantenerse dentro de su zona de confort”, puntualiza Ana Gómez de Ponce.  

Los analistas aseguran que la contienda está sumamente cerrada entre Delgado y Pierluisi. No esperan ningún candidato obtenga más del 38% de los votos. El PNP confía que el voto popular se diluya en el MVC lo que le daría la victoria si tomamos en consideración son el partido mayoritario del país.

“Los penepés esperan ganar con el cuento de la estadidad, no toman en consideración el riesgo de enfrentar un voto de castigo por su mal gobierno”, indica Wanda Soto de Arecibo. “Están corriendo un gran riesgo, que podría destartalar el partido”.  

La última encuesta dada a conocer le otorga la victoria al PPD.

La encuesta de la emisora Radio Isla en colaboración con la firma, Consultoría Académica e Investigación Social, LLC., y los encuestadores científicos, Dr. Jorge Bénitez Nazario y René Arrillaga, da como vencedor a la gobernación al candidato del Partido Popular Democrático (PPD), Carlos “Charlie” Delgado Altieri por un 3.5% sobre su principal rival Pedro Pierluisi Urrutia del gobernante Partido Nuevo Progresista (PNP).  

En tercer lugar, la encuesta ubica al candidato por el Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Juan Dalmau, con un 14% de los votos potenciales. La candidata por el Movimiento Victoria Ciudadana (MVC), Alexandra Lúgaro, obtendría el favor del 11.5% de los electores.  

La encuesta del periódico El Nuevo Día, publicada el 29 de septiembre, le daba una ventaja de un 3% a Pierluisi sobre Delgado y colocaba a Lúgaro en un tercer lugar.  

Eliezer Molina y el Dr. César Vázquez obtienen solo el 1% del electorado.

“Las elecciones están muy cerradas. Todo parece indicar que el electorado podría darle un voto de castigo al PNP, pero estos tienen la ventaja de tener un voto seguro inamovible, que votan ciegamente y justifican los errores de sus candidatos”, asegura Ramán Díaz de Mayagüez.

“Entramos en la última semana de campaña, los candidatos estarán en la calle y harán lo indecible por congraciarse con los electores en su afán de lograr la victoria. Los resultados del 3 de noviembre pueden ser sorpresivos”.

 

Compartir
Artículo anteriorLa razón de estar contigo. La promesa.
Artículo siguienteEmpleos Disponibles en el área de Salud Mental en Puerto Rico
Félix Cruz
Félix Cruz posee una larga trayectoria como periodista en Nueva Jersey-Nueva York y Puerto Rico. Es además historiador, gestor cultural, escritor, orador, educador y asesor gubernamental. Posee un doctorado en Comunicación Social con concentraciones en Periodismo Escrito y Lenguaje Corporal y está terminando un segundo doctorado en Historia de Puerto Rico y el Caribe en el Centro de Estudios Avanzados de Puerto Rico y el Caribe. Doctorado en Historia de Puerto Rico y el Caribe.