Celebrando el Mes de la Herencia Puertorriqueña: ¡Puerto Rico, Bomba, Barril y Ritmo

¨Papo¨ Alers maestro artesano preservando sus raíces

0
1210

¡La Cultura de un pueblo identifica a su gente!!

Ramón ¨Papo Alers¨ es un maestro artesano puertorriqueño que fabrica manualmente los Barriles de Bomba en un sencillo taller en su residencia, logrando que muchos se interesen en aprender a confeccionarlos ya que son muy pocos los dedicados a este arte.

El Barril de Bomba es un tambor tradicional usado en la música del baile de Bomba de Puerto Rico. Fabricándose con las maderas de los barriles de ron.

La Bomba puertorriqueña es una característica musical africana y al llegar los esclavos a Puerto Rico se fue desarrollando. Es la respuesta popular a la música donde a través de ella se comunica la alegría, el sufrimiento y los sucesos diarios al compás del tambor. En la ciudad de Mayagüez fue donde se le dió la importancia debida y es allí donde por primera vez, subió la Bomba a los salones de la alta sociedad.

Alers, quien es amante de preservar la cultura y tradiciones, se desempeña en la actualidad como Director de la Escuela de Bomba Municipal de Mayagüez. Es maestro del tradicional baile de Bomba, enseña a tocar el barril-percusión e imparte clases para elaborar los barriles, los cuales son un poco complicados, tomando en cuenta el factor tiempo.

Desde temprana edad, (hoy cuenta con 80 años) comenzó a interesarse en la Bomba porque su abuelo, Eulalio Alers Sharon, cantante y bailarín del género, acostumbraba a llevarlo a los diferentes pueblos de la isla donde se presentaba.

Para la década del sesenta confeccionó sus primeros barriles, siendo usados en el Primer Festival de Bomba y fue ahí donde tuvo la oportunidad de pertenecer al grupo de Félix Alduèn.

Para conocer un poco más a fondo sobre su interesante historia llena de creatividad y grandes logros, en días pasados tuvimos la oportunidad de visitar su hogar en Mayagüez donde nos conversó cómo confecciona sus barriles, la Bomba y su grupo de Bomba Yaguembè.

Entusiasmado y con gran orgullo nos platica sobre su hijo Joe y sus nietos, quienes todos son bailarines y tocadores de Bomba. Y en tono jocoso nos comenta; “y tengo la mejor tocadora de maracas, mi yerna”.

Los Barriles de Bomba

“Los barriles lo hacían ya desde nuestros antepasado. Recuerdo que cuando era pequeño cogían las pipas de bacalao y de tocino, agarraban un bejuco (es una raíz que baja del árbol para desarrollarse, que usan los artesanos para hacer canastas) para montar el cuero, lo cortaban, entorchaban el cuero y con la soga ellos pinchaban el cuero, el bejuco era la anilla y empezaban a darle torniquete, le amarraban una soga abajo, le daban con un palito hasta que iba bajando y bajando… lo que les faltaba lo terminaban a fuego poniéndole alcohol en el piso y prendiéndole para que cogiera forma. Si no había alcohol usaban el ron pitorro”.

Pero antes de continuar con el proceso de cómo fabricarlo en la actualidad, dejó claro que entre el barril y la conga hay diferencia; en el sonido, la forma y cómo se fabrica.

“Para hacer un barril hay que tomar primero el factor tiempo, pues aproximadamente tarda un mes en lo que escojo la madera, la pongo y clasifico la duela, buscando la fibra para que quede bien. Los barriles que se usan son los de ron, eso se desarma, se le da forma y se encolan, (se pegan) a las Duela, (pedazos de madera a los que se les pone pega, se cepilla, (se lija el tambor), se mide, se aplica el tinte, se escogen los hierros para luego montar el cuero, se moja para cortarlo y darle forma, se corta y se acomoda el cuero, los tornillos que se le ponen se llaman ”Madrina”, para cuando se le monta el cuero mojado irlo ajustando a mano y el cuero va bajando porque está bien dócil.

Luego que ha bajado completo, se seca a temperatura ambiente y se le aplica llave. Lo pongo en el banco, lo viro, le pongo una prensa para ponerle los tornillos y voy bajando el cuero.

Para irlo afinando le aplicas una vuelta, y otra vuelta a cada tornillo alrededor, después, dos y sigues y le vas dando al cuero hasta que vaya tomando el sonido que tú quieres. Está afinado cuando se le monten los tornillos originales completos. Una vez que tengas el ajuste y vaya afinando va a seguir dando cuero para cortar y le voy dando hasta que queda.

La madera del barril es de roble. Este cuero para barril hay que hacerlo. Tanto el de pandero como el de barril son de chivo. Yo recibo el cuero de Estados Unidos porque tengo un amigo que arregla barriles allá y se los compro.

Después que está afinado, le corto el cuero que sobra y la parte que queda la introduzco hacia adentro. Esto ayuda a que la afinación se mantenga cuando uno lo afloja.

Luego con una lija fina le voy pasando al cuero para eliminar el pelo del chivo hasta que queda suavecito. Hay quien se echa dos semanas lijándolo con la boca de una botella pero yo nunca he creído en esa teoría. Esto me lo enseñó a mí  precisamente un maestro cubano que me dio clase de ensoldadura en el Colegio de Mayagüez. Los sonidos son cuestión de regionalismos. No hay cosa más bonita en Navidad que una parranda con barriles”.

La Bomba y la Escuela de Bomba Municipal de Mayagüez

 

La Escuela de Bomba de Mayagüez, recién acaba de cumplir diez años de haber sido fundada y como la Bomba forma parte de la cultura puertorriqueña con ella se ha logrado impactar a miles de puertorriqueños de ambos sexos que hoy preservan la tradición para las futuras generaciones.

-”La Bomba nació en Mayagüez y el ritmo que nació con la Bomba se llama ‘’Güembé”, fueron modificando la palabra y le llaman ‘’Cuembè” y se toca así (comienza a tocar). Este es el ‘’Subidor’’ porque es el que da los golpes que pide el bailador pero este es el ‘’Buleador’’ que lleva el ritmo constante marcando. Hay otro golpe en Mayagüez  que se llama ‘’Yubà” y que se marca bien. En el área  metropolitana al ‘’Güembé” le llaman ‘’Sicà” Está el ‘’Holandés’’, allá se llama igual pero Mayagüez  tiene otro ‘’Holandé’’ que se toca así (tocando), está el ‘’Gracimà’’. Don Rafael Cepeda hablaba mucho del ‘’Anuè,” del ‘’Cunyà”. Los nombres que tienen esos ritmos vienen siendo holandeses, de Holanda. Casi todos tienen el último  acento de la última silaba-”Cuembè Yubà, Gracimà: todo eso es holandés.

Sobre su trayectoria nos cuenta que recuerda con cariño sus participaciones en la ciudad Baltimore Estados Unidos, cuando fueron al Desfile Puertorriqueño, su actuación junto a Wilkins en Bellas Artes, en Orlando y Santo Domingo donde en ambos sitios le brindaron homenajes.

Al preguntarle la diferencia sobre la Bomba y la Plena, deja saber que son muy distintas. La Bomba se acompaña con barriles, tambores y la plena es a base de panderos, cuatro, guitarra, güiro y acordeón. “La Plena es la que cuenta historias como “Cortaron Elena o “Matan a Bum Bun”, era el periódico de la época. Mientras que la Bomba son las canciones que antes cantaban las “cantadoras” como la que dice “Dile a ese hombre que no me mande ese papel”.

Respecto a diferencia de baile manifiesta que “antes la dama no dibujaba como hace el caballero, ahora ellas dibujan y alzan la falda. Antes se levantaba un poquito la falda, floreaban pero no salían a pedir ritmo. Pero te voy a decir una cosa; la Bomba de Mayagüez  es la Bomba clásica, la más fina. Cuando vienen de San Juan lo primero que hacen es grabarnos los pies a nosotros porque se le hace difícil a ellos aprender así.

Algo muy interesante que nos expresó fue la experiencia adquirida cuando estuvieron dando clases de cómo bailar la Bomba en una escuela para niños especiales, (autistas y Síndrome Down), a la misma vez  sirviéndole de terapia y hoy en día son unos “bravos bailando”

 

Grupo Yaguembè

¿Qué significa el nombre del grupo?

“Es un compuesto del nombre del Río Yagüez y el pueblo de Mayagüez. El nombre se lo pusieron los muchachos porque estaba con Carmita, mi esposa, en un crucero por Centroamérica, me llama mi hijo Joe, y me comunica que hay que cambiarle el nombre al grupo debido a que ya existía otro grupo en Nueva York con el nombre de Yubà, el cual era el que había seleccionado y se quedó Yaguembè”.